ESPECIES EN EXTINCIÓN, FAUNA, MAMÍFEROS TERRESTRES
“A

parece con sólo nombrarlo”, decían los nativos y primeros chacareros del norte de Argentina. Su nombre en guaraní es Nahuel, que significa “verdadera fiera” y representa para esta y otras culturas aborígenes americanas la sabiduría, astucia, fuerza y coraje, desprovistos del temor, que necesitaban los indígenas para vengar una ofensa.

El jaguareté, jaguar o tigre americano es el felino carnívoro más grande y feroz que habita el continente americano desde el sur de Estados Unidos hasta el norte de Argentina, donde se ubica en las junglas húmedas de las provincias de Jujuy, Salta y Misiones, así como también tiene presencia en el Chaco.

Gracias a su alta capacidad de adaptación a diversos ambientes, esta especie, perteneciente a la subfamilia de los Panterinos (Pantherinae), puede habitar desde pastizales y bosques secos hasta las selvas más tupidas y húmedas del trópico.

Por sus características físicas, se ha asociado con el leopardo.

Sin embargo, el felino americano supera al carnívoro que ocupa el territorio asiático y africano, en tamaño (68 a 80 centímetros del suelo al lomo), peso (entre 70 y 150 kilos) y agilidad. Además el pelaje de nuestro enorme gato es más anarajado y con impresiones o manchas más grandes que se alargan en el lomo.

La Panthera Onca prefiere grandes presas como tapires, chanchos salvajes y venados, aunque si de hambre se trata no desprecia los pequeños coatíes, yacarés, cuises, lagartos, tortugas e incluso las aves y peces. Cuando ha cazado un gran botín lo lleva a un lugar tranquilo y alejado para comerlo de a poco durante el transcurso de varios días.

Su exotismo y belleza ha convertido al ser humano en su único enemigo “natural”. La caza indiscriminada y el quebrantamiento de su hábitat amenazan con la desaparición del felino más grande de Argentina. Se habla de que en la actualidad podrían quedar sólo 200 ejemplares en todo el país.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: